Queen re-re-re-remasterizado

Este aporte nos llega de parte de Pablo de Uruguay:

Un nuevo aniversario de Queen se cumple en este 2011, pero esta vez uno muy especial, ya que se cumplen nada mas ni nada menos que cuarenta años desde su nacimiento.

Para resumir en pocas palabras, estos cuarenta años se dividen en dos etapas: una de casi total actividad, que va desde aquel lejano 1971 hasta 1991, con conciertos, material discográfico nuevo, plagado de noticias y novedades; y una segunda etapa de casi total inactividad, donde podemos destacar únicamente dos hechos positivos en lo referente a nuevo material: la edición de Made in Heaven, el álbum definitivo de Queen, con un muy buen éxito de ventas, y la edición de algunos conciertos en vivo en DVD, Wembley, Bowl y Montreal, junto con los DVD que se enfocaron a recopilar los video clips realizados en toda su trayectoria, obviando los que comprenden al álbum Innuendo ¡¿…?!.

Es en estos últimos veinte años en los que me quiero enfocar, ya que de los primeros veinte solo caben palabras de elogio y de agradecimiento por tantas alegrías, además de que ya pertenecen a un pasado que los viejos fans recordarán con emoción y afecto.

A finales de 1991 fallece nuestro querido Freddie Mercury. Ello trae aparejado consecuencias previsibles; la más obvia es la disolución de la banda, ya que una figura de la talla de Freddie es insustituible, y más cuando estuvo siempre al frente de Queen. Lógicamente, el primer pensamiento de los fans habrá sido “todo acabó”, y en cierto modo fue así. Ya no veríamos más presentaciones en vivo en el futuro ni esperaríamos con ansias la llegada de nuevo material discográfico, pero sí la posibilidad de conocer cosas que quedaron en el tintero, como demos, temas descartados de los álbums, rarezas y filmaciones de conciertos.

La cosa arrancó bien en 1995, con la edición de Made in Heaven. Se dio el puntapié inicial para lo que muchos fans creían que ocurriría a futuro, o sea, la edición de material novedoso, inédito, de todo aquello que no fue incluido en la discografía oficial. Este disco, pese que muchos lo criticaron por no poseer todos sus temas nuevos, pero sí abordados de forma diferente, incluyó también material nuevo, muy valioso para todos, como la última canción que escribió Freddie “A winter’s tale”. Hoy, aquellos que no les gustó este álbum por no ser completamente novedoso, lo estarán apreciando como es debido, con el condimento de que posteriormente no se ha vuelto a editar material de sonido nuevo para nuestros oídos.

Año 1997 marca la aparición del que para mí es el último tema de Queen, “No-one but you”, donde todavía contábamos con la presencia de nuestro querido John con su bajo. Aquí es donde todo comienza a decaer, donde se produce una serie de decisiones desacertadas, que dista mucho de lo que los fans esperábamos de Brian y Roger.

Todo se inicia de forma abrupta con la edición del disco basura denominado “Greatest hits III”, y continuó con un cúmulo de errores que desemboca varios años después con otra recopilación innecesaria llamada “Absolute Greatest”, donde se les olvidó por un pequeño descuido el tema “Innuendo”, nada menos. Entre medio, recopilaciones que por un tema de bueno gusto prefiero no recordar y algunos puntos altos, como los DVD de conciertos y video clips, aunque muy poco para todo lo que conocemos que existe de material fílmico por editar.

Estamos hablando de un período de no menos de 15 años esperando de que, de una buena vez por todas, podamos poseer todo el material de video y audio editado en una calidad agradable para la vista y el oído. Es mucho tiempo para una banda que ha dejado de existir y que lo único posible que le queda hacer para ser recordados en el tiempo es rescatar todo aquello que sea valioso de su pasado, aunque quizá no se logren resultados ciento por ciento óptimos en su restauración.

Queridos Brian y Roger, lamento informarles que Queen dejó de existir, terminó con la muerte de Freddie y la renuncia de John. Ambos insistieron con proyectos fracasados como el de Queen+Paul Rodgers o el hecho de reeditar los Greatest Hits con el fin de registrar el número de ventas que marcó en su tiempo de aparición. Si bien a los fans nos encanta verlos tocando en vivo aún, y deseamos que lo hagan, creo que hoy día, con el 40 aniversario, ya es hora darle a sus seguidores lo que realmente quieren: recordarlos en su plenitud a través de material registrado de su glorioso pasado artístico.

Es 2011, con el recuerdo de que hace 40 años nacía Queen, y con la buena noticia de que Universal sería su nueva discográfica, dejando atrás a la EMI, coautora de los últimos disparates comerciales de los últimos años. Con esto los fans habríamos abierto, luego de mucho tiempo, una nueva puerta a la esperanza de que todo puede mejorar, pero…¿será así? Uno que ya tuvo decepciones en estos últimos 15 años mira con cierto recelo lo que puede venir.

Es con el inicio de este año, que noticias y rumores acapararon varios sitios dedicados a nuestra querida banda, y una de ellas fue la re-re-re-remasterización de ¿adivinen qué?… sí, acertaron, los Greatest Hits otra vez, ¡buenísimo! Al menos la calidad de sonido y de diseño mejoró notoriamente según la opinión de la mayoría, hecho que no es poca cosa y cabe darle el visto bueno.

También se informó que toda la discografía de Queen sería re-re-remasterizada, pero con la inclusión de un disco acompañante a cada álbum el cuál incluiría material inédito. ¡Excelente!, pensamos todos cuando leímos esto, por fin tendremos acceso a grabaciones en vivo inéditas, demos y otras rarezas que están bien archivadas no sé donde. A uno se le venía a la cabeza cosas de Smile, como el demo que grabó Queen del hermoso tema Polar Bear, pensamos en Hangman, el tema inédito de los tempranos conciertos en vivo, en variadas grabaciones de conciertos como Hyde Park,  Rainbow y Earls Court, en los demos que aparecen mencionados en sitios como Ultimate Queen. Finalmente la lista se dio a conocer…. y todo lo que uno había imaginado se fue por el caño bien rápido.

Bien…. seamos positivos. Que estos discos tendrán una nueva calidad de sonido que nos permitirá quizá redescubrir y disfrutar como “inéditos” los temas de la época dorada de Queen; es cierto. Que tendrán un nuevo diseño de exterior e interior que mejore los pésimos diseños de los discos de EMI; también es cierto. Que en los bonus tracks hay varios aciertos como Mad the swine, See what a fool I’ve been, los De Lane Lea demos, grabaciones de la BBC y alguna que otra grabación en vivo; también es cierto. Pero incluir un re-take de Keep yourself alive en A night at the opera, grabaciones en vivo de discos ya editados como Wembley o Bowl o incluir remixes que a nadie le importa, me parecen decisiones desacertadas para todo el material que tienen por mostrar.

Para mejor, a estos cinco discos se adiciona el álbum denominado Deep cuts, del cuál muchos pensamos que sí sería la recopilación de demos y rarezas tan anhelada. En realidad resultó ser una recopilación… ¡pero de temas que ya aparecen en los primeros cinco álbums! La explicación pasa por poner juntas las canciones de calidad que no aparecen en los grandes éxitos ¡genial! ¡que novedoso! Para rematar el chiste el disco incluye una anotación que dice “las gemas pérdidas” o algo parecido, como para darle aires de “novedad”. ¿Cómo es posible ir tan en contra de la corriente de lo que piden desde hace años los fans, ir en contra de lo que ya es más que obvio?

Será que uno que luego de pasados 15 años de varias decepciones ya perdió la paciencia y no tolera ya ni el más mínimo error, pero no es para menos. De cualquier modo me contenta no ser el único que se queja, basta ver los comentarios en blogs, foros y hasta en el propio sitio oficial, de gente de todas partes y edades, donde se concuerda bien claro en lo que queremos ver y escuchar y lo que no. Ojalá don Brian y don Roger se den una vuelta por su sitio y lean los comentarios que les escriben para curarse de su estado cataléptico.

Como dicen algunos seguidores ingleses: “ya me estoy poniendo viejo”, y es verdad, algunos ya rondan entre los 50, 60 y hasta quizá 70 años y aún hoy esperan poder recordar los buenos tiempos de Queen con material que aporte algo nuevo como el Made in Heaven. The Beatles ya lo hizo con sus discos Past masters y Antología; ellos sí que la tienen clara en editar cosas nuevas y novedosas; editan desde una canción inédita como Free as a bird hasta una palabrota que una vez dijo Paul en una sesión de grabación.

¿Habrá que esperar hasta el aniversario número 50, medio siglo, para que por fin vea la luz lo que realmente nos interesa? Ojala que no y que el supuesto disco doble llamado Queen Forever no sea otra estúpida re-re-re-recopilación más…

Saludos.

Se le agradece enormemente a Pablo por colaborar con el blog.

Blackthorne