Queen y los Grammy


Todo por una discusión. Resulta que hace un par de semanas, mientras hacía “zapping” con el control remoto en compañía de algunos amigos, estábamos viendo un programa del MTV en donde mostraban la estadía de Kudai, grupo muy de moda ahora en Chile, en unos lindos parajes en México.

Yo no estaba ni ahí con ver eso, es más, quería cambiarlo al ESPN, como buen fanático del deporte que soy, pero a los demás les pareció interesante ver esa especie de “documental”. Cedí y tuve que escuchar la “voz del pueblo”. Eso sí, contra mi voluntad. Un pseudo espíritu democrático.

Seguimos hasta que en ese mismo momento surgió la típica discusión que emerge bajo alguna circunstancia. En este caso, el mentado programa dedicado a Kudai. El tema era la tediosa comparación entre la música de antaño y la, si se puede llamar, “música”, que invade y carcome algunos cerebros en la actualidad.

Siempre yo voy en defensa de los monstruos y/o colosos de antaño. Los defiendo, quizás, testaruda e intransigentemente, pero dudo que algún día llegue a cambiar mi forma de ver las cosas.


Y así fue fluyendo la conversación hasta que nos centramos en el inevitable tópico a abordar que eran los premios: que los MTV y los Grammy y toda esa cosa que suele ser mal vista por algunos, y con justa razón.

…cuando súbitamente alguien me preguntó:

– “Chascón”, ¿alguna vez Queen ganó un Grammy?.

Y contesté:

– Hasta donde yo sé, NO.

Después el intercambio de palabras siguió, pero no vale la pena extenderse. Entonces me dio una especie de “sutil cólera” cuando uno de mis camaradas se dignó a decir que Queen no fue lo eventualmente grande que se dice porque jamás ganó un Grammy.

Cresta. Acá es cuando hay que ponerse a pensar en este asunto de Queen y los Grammy. Me puse a buscar en la web si Queen siquiera había ganado aunque sea una estatuilla para confirmar lo que había dicho con anterioridad. Y no. Ninguna en toda su historia.

Estos premios (llamados Grammy en honor al “gramófono”) y que surgieron en 1957 son muy importantes para muchos, es una instancia muy respetada y prestigiosa. Y con una cobertura amplia que los ha hecho ser conocidos en casi todo el mundo.

Así como hay palabras de buena crianza hacia estos premios, también surgen las críticas en contra: que hay una especie de “mafia” en todo esto, que se privilegia el aspecto comercial por sobre el musical en algunos artistas, que todo esto es un elemento más de la parafernalia yankee, el argumento simplón y a veces contundente de que todo o casi todo lo que tenga aroma a gringo es indigno de respeto (aunque claro, es malo generalizar), y así podría seguir en todo el párrafo.

¿Lo Mejor?
Podemos suponer que esto fue un “punto bajo” en la carrera de Queen. Pero también podemos suponer que el prestigio del que tanto se jacta la gente del Grammy no es tal, que es solo una imagen falsa y que constituye en sí algo turbio. Y digámoslo, el nivel de muchos de los artistas actualmente que son galardonados en este tipo de premios deja mucho que desear y dista de ser bueno. La música que invade hoy nuestros oídos es incomparable a la de antaño. Y eso es lo que traté de explicarle a mis amigos en esa conversación antes mencionada. Aunque claro, nadie es dueño de la verdad, pero siento que hay piezas que ni merecen ser comparadas. Lo de hoy, insisto, se queda muy atrás.

Así y todo, Queen ganó muchísimos premios y reconocimientos. Hay una lista extensa por acá, bien detallada y todo, para el que quiera revisar.

Caben las preguntas de frentón:

¿FUE UN PUNTO BAJO EL QUE QUEEN NO HAYA SIDO GALARDONADO CON EL GRAMMY?

O TODO LO CONTRARIO, ¿HIZO MUY BIEN QUEEN EL NO SER RECONOCIDO CON UN PREMIO AL QUE SE LE HA “ENGRANDECIDO” EN EXCESO?

Digo yo. Gente, es esta la idea del blog: dialogar y/o analizar algunas cosas referentes, directa o indirectamente, a la Reina. Pueden comentar por ACÁ.

De ahí escribo de nuevo, cuando me baje la inspiración mercuriana, como diría el Alan, o cuando tenga otra estúpida conversación con mis amigos por culpa de algún programa de televisión. Traté de ser lo más conciso, breve y compacto posible. El “poder de sintesís” no es lo mío, lo admito.

Ah. En mi caso, y cosa que nunca hago porque mi opinión no es de la incumbencia de nadie, prefiero responder las preguntas con un NO y un SI, respectivamente. ¿Ustedes?.

Eso es todo, adelante estudios… suena “One Vision”.

PD: certero, otra vez, lo de Alan Queenero. Si artistas como éstos ganaron el Grammy, entonces se pierde toda credibilidad.
SEGUIR LEYENDO…